Pieza del mes

septiembre

La pieza del mes de septiembre se ubica en la sala de siglo XVI del museo, es un reloj de linterna inglés, realizado a finales del siglo XVII o principios del siglo XVIII por Daniel M. Quare en Londres, Inglaterra. Es una pieza relevante de la Colección no sólo por su antigüedad y trabajo en bronce, sino porque su autor fue un célebre relojero, inventor del reloj de repetición.

La necesidad de medir el tiempo es tan antigua como la existencia del hombre en la tierra. A fin de satisfacer dicho afán, las primeras culturas se basaron en la observación de los movimientos del sol, la luna y de otros cuerpos celestes, al darse cuenta de la regularidad y secuencia de sus desplazamientos generaron una serie de tabulaciones para “dividir el tiempo” en años, meses y días. El día, se dividió en dos periodos de tiempo llamados día y noche, para fragmentarlos había que hacer frente al problema de la duración del día, ya que no es igual en todas las épocas del año, así, cada cultura fue dando soluciones diferentes a tales variaciones. Con el transcurso de los siglos se logró llegar una medida estándar para dividir del día solar durante todo el año, esto fue posible mediante una ecuación llamada “ecuación del tiempo”.


En paralelo se desarrolló un instrumento que permitiera medir el tiempo, a éste se le denominó “reloj”, los hubo de sol, de agua, de arena y mecánicos, cuya invención se ubica alrededor del siglo XIII en Europa, sin embargo, muchas de las ideas sobre maquinaria fueron concebidas en el lejano oriente y llevadas a occidente gracias a la Ruta de la Seda. Los primeros relojes fueron de grandes dimensiones y se ubicaron en las iglesias, monasterios o castillos, poco a poco se fueron desarrollando algunos de menor tamaño pero no muy precisos.

De aquellos de menor tamaño se realizaron los de “mesa”, que fueron diseñados para no estar sobre un soporte, los hubo de uso doméstico y monástico. Las primeras piezas fueron de hierro, no obstante, alrededor de 1600 se comenzaron a elaborar de latón, cobre o bronce; dichos relojes eran llevados por sus propietarios en viajes, de ahí que no debieran tener un tamaño y peso excesivo. Muchos de éstos fueron realizados por relojeros ingleses, como es el caso de la pieza de la Colección Franz Mayer, creada por Daniel M. Quaren a finales del siglo XVII o principios del siglo XVIII.

Este célebre relojero inglés fue miembro y maestro del Clockmaker Company, entre sus aportaciones se encuentran la invención del reloj de repetición, por la que fue premiado por el rey de su país, y la utilización de la aguja que marca los minutos junto a la que marca la hora, como se puede observar en la pieza que nos ocupa. Este reloj de linterna de 46 cm. de alto, tiene una caja en bronce cuadrangular con remates calados al frente y a los lados, así como un pináculo en cada ángulo. La pieza cuenta con una campana como detalle final, ya que podía funcionar como despertador.

Los relojes llegaron a territorios americanos con los conquistadores españoles, los de gran tamaño se ubicaron, al igual que en Europa, en las iglesias y en edificios principales, como la casa de Cortés en Cuernavaca y el Palacio Virreinal, pero los llamados de mesa o de linterna se encontraban en las casas señoriales, como el caso del que se exhibe en la sala del museo.



Si quieres saber más busca en la Biblioteca Rogerio Casas-Alatriste:

Baillie G. H. Watchmakers and clockmakers of the world, Londres: Methuen, 1929.
Britten, Frederick James. Britten´s old clocks and watches and their makers: a history of styles in clocks and watches and their mechanisms, Londres: Mathuen, 1982.
Britten, Frederick James. Britten´s old clocks and watches and their makers: being an historical and descriptive account of the different styles of clocks and watches of the past in England and abroad, Londres: E. & F. N. Spon, 1932.
Burton, Eric. The history of clocks and watches. New York: Crescent Books, 1989.
Cescinsky, Herbert. The old English master clockmakers and their clocks, 1670 -1820, Londres: G. Routledge, 1938.
Cumhall, P. W. Investing in Clocks and Watches, Londres: Barrie & Rockliff, 1971.
Lloyd, H. Alan. The english domestic clock: its evolution and history, Londres: H. A. Lloyd, 1938.
Piña García, Eduardo. Los relojes en México, México: Universidad Autónoma Metropolitana, 1994.

Remate de bronce calado con formas orgánicas y un escudo central que en este caso no presenta inscripciones.

Como un rasgo distintivo en las piezas de mesa o linterna del relojero Daniel M. Quaren, en esta pieza se observa la aguja minutera concéntrica, se presume que fue él quien primero la utilizó de este modo.

Superpuesto en la caja se encuentra un anillo horario, característico de esta tipología de relojes, en él se observan los números romanos del I al XII, que indican las horas.

En el anillo horario central se ubica uno pequeño interior con números arábigos del 1 al 12.

En la parte inferior del anillo horario se encuentra la firma del relojero: Daniel M. Quare


1
2
3
4
5
Pieza del mes de septiembre

Reloj de linterna
Daniel M. Quare
Bronce fundido, forjado, calado y cincelado
Londres, Inglaterra
1670 – 1724
46 x 16 x 14 cm.

Banner de Verano